Insultar en las redes sociales como delito en España

0
90

Lenguaje vejatorio y amenazas en Internet

Abuso verbal, insulto y amenazas son delitos, ya sea en línea o fuera de ella. Estos comportamientos en plataformas de redes sociales pueden ser perseguidos. Los registros de chat y las capturas de pantalla pueden utilizarse como prueba.

¿Es ilegal insultar?

El artículo 208 del Código Penal español establece que es delito atentar contra la dignidad o la reputación de una persona. Por ejemplo, es delito insultar a alguien de tal manera que se atente contra su dignidad.

La legislación penal para el abuso verbal es la siguiente:

  1. Maltrato verbal en privado: de 3 a 7 meses de multa.

2. Maltrato verbal en público: De 6 a 14 meses de multa.

Las multas en el derecho penal español se calculan por el número de días. Una persona condenada a una multa será condenada en función de sus medios personales, fijando cuánto tiene que pagar por día y multiplicándolo por el número de días correspondiente. En general, son unos pocos euros por día.

Por ejemplo, si una persona que maltrata públicamente es condenada a pagar una multa durante 6 meses, el tribunal fija el importe de la multa en 6 euros al día, en función de su capacidad económica. Así que la multa total es de 6*180 días = 1.080 euros.

El maltrato verbal, aunque ilegal, no se castiga con penas de prisión, sino con una multa como máximo. Sin embargo, al tratarse de un delito penal, dará lugar a antecedentes penales y repercutirá en tu residencia.

Artículo relacionado: Cancelación de antecedentes penales en España

Amenazar a una persona

Es delito amenazar a otra persona con atentar contra su seguridad personal o sus bienes o contra la seguridad o los bienes de su familia. La condena por el delito de amenazas depende del contenido de la amenaza. Se puede amenazar a una persona con la muerte de toda su familia o amenazar con pincharle las ruedas del coche, en ambos casos con distintos grados de gravedad.

Del mismo modo, una amenaza puede ser condicional o incondicional. Hay amenazas que dicen que si no haces algo, te harán daño. Hay amenazas que exigen que la otra persona haga algo simplemente con el propósito de intimidarla.

En base a lo dicho anteriormente, la condena por el delito de amenazas es relativamente amplia. Amenazas leves son sólo multas, y las amenazas graves pueden llegar a 5 años de cárcel. Se juzga caso por caso.

La mayoría de las amenazas en las redes sociales en general se hacen con fines de intimidación, no con fines de quid pro quo. Por ejemplo, si te metes en una discusión con alguien en línea y te dice que amenaza con matar a toda tu familia, saber dónde vives, decirte que tengas cuidado cuando salgas, etc. Este tipo de comportamiento ya constituiría un delito. Dado que la otra persona no ha pedido ningún beneficio, sino que se ha limitado a amenazar, el tipo penal es de 6 meses a 2 años de cárcel.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí