Residencia de autónomos: ¿Puedo trabajar en otra empresa?

0
106

Permiso de residencia por cuenta propia

Con un permiso de residencia por cuenta propia se le permite iniciar su propio negocio, ya sea como autónomo o como empresa. Sin embargo, no está permitido trabajar por cuenta ajena o trabajar en otra empresa. Debido a esta situación, se requiere un permiso de residencia por motivos laborales (cuenta ajena).

No obstante, es posible trabajar con otras empresas o les prestan servicios. El trabajador tiene un contrato laboral con el empresario, mientras que el particular o empresa tiene una relación de colaboración entre sí. No es infrecuente que dos empresas trabajen juntas. Una simple asociación puede ser un compromiso verbal, mientras que una más compleja puede ser un acuerdo de asociación firmado.

Los autónomos pagan su propia seguridad social

La Ley de Seguridad Social establece que el empresario está obligado a pagar la seguridad social del trabajador por cuenta ajena. Por el contrario, si son autónomos o trabajadores por cuenta propia, tienen que pagar su propia seguridad social. Y están obligados a presentar declaraciones trimestrales de la renta.

Para una empresa, el coste de contratar a un trabajador por cuenta ajena es mucho mayor, y además de la seguridad social, existen otras responsabilidades como accidentes laborales, indemnizaciones por despido, baja por maternidad, baja por enfermedad, etc. Por ello, muchas empresas prefieren trabajar con un autónomo y luego firmar un convenio de colaboración, con el que se pueden evitar algunas obligaciones derivadas de la legislación laboral.

Artículo relacionado: Alta en Hacienda de Autónomos

Disfrazar las relaciones laborales con un convenio de colaboración

Muchas empresas intentan reducir el número de empleados y luego firman «acuerdos de cooperación» con más personas para reducir costes. En los últimos años, el Ministerio de Trabajo se ha mostrado más estricto con estos acuerdos de cooperación, que considera falsos y firmados por las empresas para eludir las relaciones laborales. La razón es que estos llamados «autónomos» no desempeñan sus funciones de forma diferente a como lo haría un trabajador por cuenta ajena. La distinción entre una relación laboral y una sociedad depende de varios factores, como:

-El cálculo de la remuneración económica y la forma de pago.

-Si el horario de trabajo lo fija la empresa. La independencia del trabajador. Si las herramientas de producción del trabajador son proporcionadas por la empresa.

Una falsa «asociación» no tiene ningún efecto sobre el trabajador

El Derecho Laboral español considera al trabajador como persona débil y como persona protegida. Si una empresa firma un acuerdo de asociación con un particular con el fin de ocultar una relación laboral, es la empresa la que será sancionada. El trabajador no sería sancionado. Además, si la relación laboral dura 6 meses, el empleado puede solicitar la residencia por motivos de trabajo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí